LA ASIGNATURA PENDIENTE DE LA TRANSICION

0

 

 

Este pais tiene varias asignatura pendiente, una de ellas es la de evitar caer en sus propias contradiciones y asumir que el periodo transitorio del franquismo a la democracia no fue ejemplar, ya va siendo hora de poner blanco sobre negro la realidad de aquel proceso de nuestra historia reciente. Cuando opino sobre esta materia siempre pongo como transición ejemplar, con tan solo un año de diferencia, a la revolución de los claveles de nuestros vecinos portugueses, aquí no hubo revolución, hubo inmovilización, disciplina, para apaciguar ruidos de sable, entre las fuerzas políticas que se repartieron la “gloria” de conducir a España hacía la democracia, desde entonces la democracia española es una democracia fiscalizada por las conexiones de un regimen que dormita en instituciones y mece la cuna de líderes politicos, religiosos, financieros…

éxodo malagueños hacía Almeria

No concibo otra explicación socio-política a la eclosión de VOX, a la corrupcion institucionalizada del PP, ex Alianza Popular, versus Fraga Iribarne ministro de gobiernos franquistas. No concibo que se perpetúe la Jefatura del Estado heredada de Franco, ya no es que, como en la Edad Media y parte de la Edad Moderna, los monarcas solo eran responsable ante dios, el derecho divino de los reyes, en el caso español su derecho proviene  de los Principios Orgánicos del movimiento franquista, qué data de 1958. El principio VII instaura la monarquía como forma política, con las notas de tradicional, católica, social y representativa y sigue teniendo como prerrogativa la irresponsabilidad, inviolabilidad o inmunidad. Aunque este derecho haya sido sancionado por la Constitución. Sí, pero su origen es poco edificante.

La penúltima crisis en la que el PP ha involucrado a las instituciones no es más que un indicio de esa trazabilidad de corrupcion heredada del franquismo. La misma trazabilidad de la institución monárquica, o la obscenidad de los “sueldos” de los líderes financieros que dominan el IBEX, por no entrar en el análisis de las inmatriculaciones efectuadas por la iglesia católica o la pederastia que atenta contra su propia doctrina, sí, porque aun continua el palio dando cobijo a intereses espurios.

Pero lo más preocupante es la corrupcion moral, la banalización de actuaciones indignas, todas las mencionadas anteriormente; el hecho que los diferentes se vean amedrentados, que las mujeres sienta miedo, que los ancianos vean vulnerado su status de venerabilidad y lo peor es que todo tenga un soporte ideológico y un partido que cada vez tiene más peso en las instituciones, una extrema derecha que se siente orgullosa de ser la portavoz de estas aberraciones y unos ciudadanos cada vez más confundido ante el escaso bagaje social, en cuánto a la percepción ciudadana, de una izquierda pérdida en el torbellino de recuperar un espacio electoral sin éxito.

¿Porque ese negacionismo a aceptar la ley de memoria histórica? Pero no solo son los partidos conservadores y de extrema derecha los que establecen líneas rojas para que los principios de justicia, reparación y verdad se restablezcan, es que el aprendizaje colectivo, responsabilidad de muchas comunidades de signo progresista, sobre nuestro pasado franquista todavía está a años luz de los contenidos escolares sobre esta materia en países como Alemania. Alli los cordones sanitarios los imponen los partidos tanto conservadores como progresistas a la extrema derecha y los escolares alemanes visitan los campos de concentración nazis como aprendizaje de lo que no debe volver a ocurrir.

Este mes se cumplen ochenta y cinco años de la desbandá, la imagen que ilustra este artículo es una muestra , el éxodo de miles de malagueños hacía Almeria por la carretera de la muerte, fueron masacrados desde el mar y el aire por las fuerzas franquistas. Por eso la transición no fue justa con todas las víctimas que siembran las cunetas de España. Pasó de puntillas e indultó al dictador y de ahí para abajo a todos los que participaron en la masacre de la población civil, y por eso ese periodo de nuestra historia, como en Alemania con el nazismo, debe ser de obligado cumplimiento en las aulas  de nuestros colegios. Por ahí empieza la reparación.

¿Que falló en esa transición para que las secuelas de la dictadura perduren después de cuarenta y cuatro años de democracia? ¿Cuál es la asignatura pendiente de España con la democracia?

 

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí