DE GESTIONES, DE SINSENTIDOS Y DE BANDOLEROS.

0

Que la derecha gestiona bien el dinero, es una de esas verdades, que nos parecen incuestionables, como la de que los ricos no roban, por eso de que como ya tienen dinero, para que más. Verdades que van cayendo como  naipes al calor de las investigaciones de las nuevas corporaciones  y de los Panamapapers.

 Me disculparán si hoy les hago una crónica casera, que puede ser extrapolable a cualquier municipio. Verán, el Ayuntamiento de Santander está gobernado desde siempre por diversas variaciones del mismo partido, en muchas ocasiones con mayoría absoluta, que es donde se enquista el poder, los gobernantes se sienten dioses intocables y empiezan a crecer los monstruos de cien cabezas.  Como muestra de gestión, de humanidad y de sentido común,  les referiré unos sucesos acaecidos en los últimos tiempos, hacer recuento  todo lo sucedido en la historia de la democracia, temo que no me llegaría la vida entera para contarlo.

Verán: en 2012, el todavía vivo, Marcelino Botín, gesta con el ínclito alcalde Iñigo de la Serna y el entonces presidente, Ignacio Diego, saltarse la ley de costas y ofrecer suelo público para la construcción del Centro Botín, con fines culturales, que a día de hoy, se desconocen.

El amo, lo quiere allí, a mayor gloria: enfrente de la sede del Banco de Santander, y del mausoleo del bunker bancario que hay en el otro lado de la bahía. A los faraones, siempre les gustó el boato, las construcciones mastodónticas, sin pararse en bagatelas legales. No perdamos tiempo, se trata de pasar a la posteridad como adalid de la cultura patria. Los que protestamos, fuimos tachados de paletos, de ineptos, de protestonespornada…

 

«El amo quiere,  al amo se le obedece sin chistar, de toda la vida de Dios.»

Quedaron en inaugurar la magna obra el 1 de Junio de 2014. Para ello se drenó la bahía, se destrozaron unos jardines que formaban parte de la memoria nostálgica de la ciudad. Da igual. El catafalco blanco de Renzo Piano, se proyectó y adelante. El amo quiere, al amo se le obedece sin chistar, de toda la vida de Dios. A día de hoy, ese mastodonte sigue en obras… (recuerden: inauguración el 1 de Junio de 2014). Lleva hasta la fecha un sobrecoste de 20 millones de euros, su presupuesto inicial fue de 80 millones. Se desconoce lo que aporta, además del suelo, el Ayuntamiento de Santander.


Sigamos. Alguien, no se sabe bien que preclara mente, decide poner vallas a una preciosa senda costera que recorre kilómetros de la Costa Quebrada. Se adjudican las obras a Dragados y Construcciones por un millón de euros, con un 50% de baja temeraria (ya saben ustedes, se abarata el precio de salida,  para que haya adjudicación, luego los sobrecostes se pagan sin rechistar, y aquí no ha pasado nada, (tanto pa ti, tanto pa mi). Cuando está construido el 80% de la valla, el Defensor del Pueblo, dictamina que hay incumplimiento y falta de respeto por el medio ambiente. El alcalde, Iñigo de la Serna, de acuerdo con la ministra Isabel Tejerina, acuerdan suspender las obras. No se publican los gastos, del fiasco, pero juzguen ustedes… Se comenta que rondan los 600.000€,  puede que no sea exacto, ya que este “democrático” Ayuntamiento no contesta ni da cifras. Es decir, se dilapidan 600.000€ de nuestro erario (nuestro, no del equipo de gobierno municipal)

Mientras tanto, tengo el honor de colaborar en un proyecto, del que hablaré más adelante, con la Cocina Económica de Santander (CE). Una obra atendida por monjas de la Caridad, que atiende con dedicación y esmero a personas en riesgo de exclusión social, transeúntes, inmigrantes…La labor que realiza esa casa en inmensa. Me cuenta la directora, que hace unos días, fue llamada por la concejala del magno Ayuntamiento (sí, ese que gastó 600.000€ en una valla, que hay que tirar) para  decirle que sea la CE quien debe pagar la luz de una persona a la que dan de comer allí… Hago notar que la CE no recibe ni un euro del Ayuntamiento, encontrándose en estos momentos, la institución, en situación económica desesperada. Viéndonos los particulares, obligados moralmente a ayudar en lo que podemos (volvemos a los tiempos de las cuestaciones del Domund, a la caridad con los pobres, costumbres tan queridas por los señores/as de banderita y buenas ideas). El costo  social y económico de quedarse las personas que acoge la CE, en precariedad, sería muy alto. Imaginen los gastos sanitarios que se pueden producir cuando personas sin hogar, sin medios, quedan en desamparo, incluso tendría incidencia en incremento de la  delincuencia; hablo de costes económicos, no de humanidad, para que me entienda esa derecha economicista, vamos.

Hace dos años hubo un desahucio brutal a una anciana de 85 años, como consecuencia del mismo, falleció. Se discutía el pago de unos 20.000€ arriba-abajo,  de justa indemnización, que la Corporación (la misma de la valla) negó, con la justificación de que hay que ajustarse a la  ley y respetarla (menos la de costas, si es por el amo).

 La ley valoró la vivienda en un precio, nos contaba don Iñigo, el alcalde,  y no se pueden hacer excepciones, pagando ni un euro más. Hago notar que se valoró en ¡85.000€! una vivienda unifamiliar, con terreno,  en una zona residencial de la ciudad, claro que previamente  a la expropiación, el Ayuntamiento (sí, el de la valla, el del Centro Botín, con sobrecostes) declaró terreno  rustico el ocupado por la vivienda de la anciana. Fíjense ustedes que jugada maestra. Se luchó con encono por Amparo, al final entraron palas excavadoras, tumbaron la casita, mientras la mujer moría en Valdecilla. Se construyó un vial, por el que apenas pasa nadie, con sobrecostes altos. ¿Saben ustedes quien era el constructor de ese vial? Sorpresa: una empresa de un alcalde de otro municipio, casualmente del mismo partido que el del señor de la Serna. ¡Qué cosas!

No voy a sacar conclusiones. No voy a contar nada más, porque una profunda nausea me lo impide. El silencio se cierne sobre mi bonita ciudad. No hay grito, no hay oposición, porque  la ínclita corporación ganadora, ha utilizado arteras formas para consiguir inutilizar la disidencia, ya saben, la legalidad solo es para algunos, otros tienen bula. No nos falta de nada, oiga.  Pero sigan diciendo que la derecha gestiona bien…

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí