Somalia, el  horror y la destrucción que no queremos ver

Posiblemente no nos duela tanto el atentado perpetrado el pasado sábado en la capital de Somalia, atribuido a la milicia yihadista Al Shabab, como nos ha dolido otros que han tenido lugar en diversas ciudades de países de la Unión Europea, incluido el nuestro; y esto es una realidad que quien la niegue nada más se está engañando a si mismo. Y, es que, los 6.520 kilómetros que separan Mogadiscio de Madrid hace que la sangre no parezca tan roja, ni posiblemente tan humana, como cuando quien se desangra es nuestro vecino, y porque tampoco es lo mismo que las víctimas tengan la piel de otro color, o profesen otra religión distinta a la nuestra.

Ni siquiera los medios de comunicación tratan la noticia de la misma manera. Una pequeña alusión en los telediarios y se acabó. No volvemos a saber nada, a diferencia a cuando la desgracia tiene lugar en nuestro entorno, donde la noticia machacona, una y otra vez, convierte a veces en abusiva, además de intoxicante la información, generando, incluso, un pánico en la población, aparte de fobias contra determinadas religiones y razas, con exaltaciones patrióticas excluyentes con lo que no es nuestro; no en vano cada vez van ganando más terrero los partidos de ultraderecha en Europa, fomentando la islamofobia o la xenofobia en general, bajo el argumento de que nos están quitando lo que es nuestro.

La crueldad del ser humano puede llegar a límites que no podríamos imaginar, si no es porque se están convirtiendo en habituales comentarios tales como que “se vayan a su país”,   “que nos dejen en paz”, acusándolos de delincuentes, vándalos, ladrones, vagos, y un largo etcétera, que evidencia un gran desprecio y rechazo de seres humanos que se refugian en nuestro país huyendo, a veces, de una muerte segura, y otras buscando iniciar una nueva vida que les libere de las penurias de su lugar de procedencia, en los que la economía de mercado que nos permite un nivel de vida más alto que el suyo, propicia cada vez más el empobrecimiento y explotación de quienes no han tenido la fortuna de nacer en nuestro entorno.

 

“La crueldad del ser humano puede llegar a límites que no podríamos imaginar, si no es porque se están convirtiendo en habituales comentarios tales como que “se vayan a su país”, “que nos dejen en paz”,  acusándolos de delincuentes, vándalos, ladrones, vagos, y un largo etcétera

El atentando de Somalia ha provocado, al menos 230 muertos, la mayoría calcinados, y 350 heridos, cifras que no son definitivas, fruto de la explosión de dos vehículos bombas, además de una gran cantidad de edificios destruidos, dejando un paisaje dantesco; sin que los hospitales den abasto para atender tanta desgracia humana.

Unidad frente al terrorismo reclama la Unión Europea y líderes políticos del mundo desarrollado, a quienes están siendo asediados por constantes ataques de las milicias yihadistas, concretamente del Shabad, grupo terrorista de corte islámica, fundado hace más de una década y posteriormente adherido a Al Qaeda, integrado por más de 7.000 combatientes que tras ser expulsados de las principales centros urbanos del país controlan las zonas rurales, habiendo provocado miles de muertos en los últimos siete años. Unión que debería transformarse en un mayor apoyo y ayuda internacional por parte de Occidente para hacer frente a tanta destrucción y terror yihadista.

Y es que los problemas no se solucionan apartándolos de nuestro lado, porque este mundo no deja de ser un lugar común donde habitamos todos los seres humanos, y cuando se siembran vientos se recogen tempestades.

Licenciado en Derecho. Técnico Superior en Telecomunicaciones. Asesor jurídico de Administración Pública. Director-Administrador Plazabierta.com. Escéptico por naturaleza y soñador de vez en cuando.

Te puede interesar

Feliciano Morales Escrito por el Oct 17 2017. Archivado bajo Actualidad, Mundo. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

Dejar un comentario

NO ESPERES MÁS… SUSCRIPCIÓN GRATUITA INDEFINIDA

Sólo tienes que dejarnos tu correo electrónico, únete a los más de 30.000 suscriptores

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Un libro que no te puedes perder

Jairo Junciel desgrana las peripecias de Aníbal Rosanegra para evocar un tiempo cuajado de intrigas, reyertas y aventuras, en un orbe en el que resuenan los nombres de Quevedo, Hernán Cortés o Calderón de la Barca. Rigurosamente documentada e inspirada por la obra de grandes autores del género como Alejandro Dumas, Rafael Sabatini o nuestro Arturo Pérez-Reverte 
Más AQUÍ »

 

Dos Rombos.

 

 

 

No hay barrera, cerradura ni cerrojo que puedas imponer a la libertad de mi mente, dijo Virginia Woolf. Julia rompe las arquitectónicas barreras del prejuicio, y nos ofrece una visión sin tabúes sobre sí misma, el amor, la sensualidad y la vida.

Compendio de Relatos y poemas eróticos ilustrados con 48 fotografías en Blanco y negro y color.

Autora: Julia Cortes Palma

Lo puedes adquirir aquí

TE ACONSEJAMOS ESTE LIBRO SI TE PREOCUPA SU SALUD

Se puede encontrar en: El Corte Inglés, FNAC, AGAPEA, Casa del Libro, Librerías Picasso, Carrefour y on-line en amazon.es

8256 Remedios Naturales
Por José Enrique Centén Martín

ESTADÍSTICAS DEL SITIO

404.167 Visitas

Un sitio de confianza

Publicidad local

GRATIS DURANTE SEIS MESES

Después 50 € un año (sin compromiso)

(promoción válida hasta el 7 de enero de 2019)

mándanos tu anuncio a contacto@plazabierta.com

                                                                      

Calidad al mejor precio
frente iglesia Sancti Spíritus
SALAMANCA

 

Ofertas especiales curso 2018-2019
Llámame +34 620174039

Restaurante El Rubio. c/ Caseríos del Sur.Piedrahíta, Ávila. España. Teléf: +34 920 36 02 10  haz clic aquí

 

Galería de Fotos

Acceder | Designed by Gabfire themes