Los médium, canalizadores de energía, tarotistas y demás familia.

persona en otra dimisión

canalizadores de energía

Dijo Albert Einstein: “Dos cosas son infinitas: el universo y la estupidez humana; y yo no estoy seguro sobre el universo”. Pues bien, partiendo de esta reflexión mi pregunta es ¿debemos creer en los médium, canalizadores de energía, tarotistas y demás familia?.

Vivimos en un mundo en el que la mayoría de la gente está insatisfecha. El consumismo exacerbado en el que hemos caído nos lleva a buscar en las cosas materiales la felicidad bajo la creencia que cuanto más cosas poseamos más felices seremos. Vivimos tan deprisa que no nos da tiempo a parar y reflexionar sobre nosotros mismos, sobre lo que estamos haciendo. Nos pasamos media vida pensando en lo que podíamos haber hecho y no hicimos y la otra media pensando en los que vamos a hacer mañana. Pero no pensamos sobre el aquí y el ahora.

Toda esa insatisfacción hace que muchas personas busquen fuera de ellos  la solución a sus depresiones, fobias o complejos de inferioridad; todas ellas patologías, de por si, difíciles de tratar por la psicología clínica y la psiquiatría, quizá porque todavía aún se desconocen muchos recovecos de nuestro cerebro.

mujer poseída gritando

persona poseída

En esa búsqueda muchos topan con auténticos farsantes que dicen pueden curar tu espíritu mediante el manejo de las energías, abriendo o cerrando canales o poniendo a sus inocentes víctimas en conexión con sus maestros, recibiendo de ellos mensajes (voces); o también metiéndose en su cuerpo o por medio de la posesión de celestes ángeles que les sostienen en un espacio sideral.

Sin embargo, lo que realmente persiguen estos charlatanes embaucadores es quitar el poder de decisión de los incautos y necesitados mortales que acuden a sus consultas, prometiéndoles la salvación y el bienestar, diciéndoles aquello que desean oír para ganarse su confianza y que finalmente se comporten como auténticos títeres en sus manos haciendo lo que a aquellos les conviene, que no es otra cosa, mas que aceptar la esclavitud, bajo su dominio.

Se encuentran en internet una gran cantidad de sitios dedicados a la espiritualidad, que están literalmente regados de falsas enseñanzas con impostores de todo tipo que, por supuesto,  nada tiene que ver con otras técnicas de concentración derivadas de filosofía milenarias, como el yoga, que se práctica para conseguir un mayor control físico y mental, el cual tiene su origen en la doctrina filosófica hindú de los adeptos al brahmanismo que se basa en las prácticas ascéticas, el éxtasis, la contemplación y la
“lo que realmente persiguen estos charlatanes embaucadores es quitar el poder de decisión de los incautos y necesitados mortales que acuden a sus consultas”
inmovilidad absoluta, para llegar al estado de perfección espiritual y al estado beatífico; o también el tai chi o tai chi chuan, como arte marcial desarrollado en el Imperio de China, practicado actualmente por varios millones de personas en el mundo entero; entre otros, y que han demostrado como constituyen un beneficio para la salud física y mental.

Por el contrario, aquellas otras, dejan a las personas en un estado de dependencia, presas  de  un gran engaño que podríamos hasta calificar de estafa, pues aún manifestando no cobrar nada más que la voluntad (aveces sustanciosa), sin embargo, van parejas a cursos, conferencias o venta de todo tipo de utillaje fantástico que erradica cualquier clase de tristeza y enfermedad, mediante un blindaje frente espíritus malos; por lo que sí cobran dinero, y bastante, y que, sorprendentemente, han ido creciendo con calor de la crisis.

No existe una coherencia testimonial, nombres, funciones, biografías de los maestros que se dedican a la práctica de tales malas artes, encontrando a tal caso información contradictoria sobre sus propios “mensajeros” y “canalizadores”, lo que ya de por si distorsiona cualquier información veraz sobre las bondades que predican; máxime cuando crean disputadas entre ellos mismos.

En definitiva, nos encontramos ante seres que nos engañan, seres que abducen a las personas mostrándose como salvadores y luego los parasitan para sus fines haciéndoles creer que son niños índigos, pleyadianos reencarnados para  “salvar al planeta” con ayuda de estos “amorosos seres”; convirtiendo al final a los engañados o estafados en cómplices de su práctica, subiéndolos  a los altares de su pobre vida como si de dioses se tratase, recomendándolos a otros desgraciados que todavía no han encontrado su camino en su pobre vida.

Cuidado con estas semillas estelares, trabajadores de la luz, videntes, canalizadores, o como narices quieran llamarse, ya que en realidad lo que hacen es alimentar su propio ego y sumir a las personas en un mundo irreal.

 

https://cazadebunkers.wordpress.com/2013/12/22/atacan-a-los-canalizadores-y-a-los-trabajadores-de-la-luz/

http://www.heraldo.es/noticias/aragon/zaragoza_provincia/zaragoza/2014/04/21/las_estafas_los_supuestos_videntes_mediums_crecen_calor_crisis_282876_301.html

http://www.abc.es/sociedad/20150601/abci-videntes-esoterismo-tarot-201505291903.html

http://www.20minutos.es/noticia/1611928/0/anne-germain/medium-fraude/sospecha/

http://www.quo.es/salud/el-verdadero-mentalista

 

 

 

Feliciano Morales Martín
Licenciado en Derecho. Técnico Superior en Telecomunicaciones. Asesor jurídico de Administración Pública. Administrador Plazabierta.com. Escéptico por naturaleza y soñador de vez en cuando.

Feliciano Morales Martín Escrito por el Mar 27 2016. Archivado bajo Lifestyle, Vida. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

1 Comentario por “Los médium, canalizadores de energía, tarotistas y demás familia.”

  1. Aquellos que viven pendientes de la felicidad que les comportan los bienes materiales, son los mas infelices por el temor que siente por perderlos. Aquellos que sencillamente buscan en su interior y se encuentran a ellos mismos son los que realmente consiguen ser felices. De los segundos, vendedores de humo y aprovechados de los incautos, solo recodar que han existido, existen y existirán mientras el ser humano no sepa perder sus propios miedos y necesite de otros para que le de la razón, aunque realmente no la tenga.

Dejar un comentario

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Galería de Fotos

120x600 ad code [Inner pages]
Acceder | Designed by Gabfire themes