No hay estadistas en España.

Vicente Serrano ♦Miembro de la Junta Directiva de la asociación Alternativa Ciudadana Progresista

 

Lunes, 5 de agosto  de 2019

El espectáculo/esperpento político español lleva más al llanto que a la carcajada. Si existieran medidores de egos, en la pasada sesión de investidura se habrían roto por sobrecarga. Estadistas no tenemos, pero ególatras podemos exportar.

Aunque en realidad todo pudiera ser teatro. Sobre todo, cuando todos afirman no querer nuevas elecciones y sus actos parecen conducirnos irremisiblemente a ellas. Como siempre, parece que todo es cuestión de controlar el relato, ese invento que pretende la existencia de una única interpretación del devenir político y social. La realidad es que hay tantas, interpretaciones, como partidos o como voceros y que situar la propia como dominante la convertiría en el relato único y autentico. 

Los constructores de relatos a menudo tienden a creerse las propias mentiras que pretenden socializar y expandir. Los PSOEistas –me parece inaceptable decir socialistas como sinónimo de miembros del PSOE, hay socialistas que no son PSOEistas– se hacen los humildes al interpretar la encuesta del CIS-Tezanos y vienen a decir que bueno, solo son tendencias… convenciéndose a sí mismos de que han ganado el relato.

Olvidan que las elecciones las carga el diablo y, como siempre, puede salirles el tiro por la culata… se frotan los del PSOE las manos calculando los miles de votos que quitarán a Podemos. Se creen el relato que les ha montado Tezanos, y que PP, Ciudadanos, Podemos y Vox van todos a bajar…. Qué ingenuidad.

Ya lo explique en mi análisis post-electoral. En votos ganó la derecha… aunque nuestro sistema electoral beneficiara al PSOE mayormente (y en menor medida al PP).

La verdad es la verdad, dígala Agamenón o su porquero. En esta ocasión lo dijo Aznar: al ir dividida la derecha en tres partidos el sistema electoral les perjudicó, y así fue.

En las europeas Vox ya sufrió una pérdida de voto, y eso que son en circunscripción única: ¡más justas y proporcionales! Es más que previsible que el PP recupere por la vía del voto útil muchos votantes de Vox. 

Queda por ver en C’s si la actitud beligerante de Rivera durante la investidura no le pasará factura. Por un lado, hay un sector de votantes que hubiesen preferido un pacto con los socialistas y quizá decidan en un futuro dar su voto directamente al PSOE. Y es posible que haya otro que vea más útil el voto al PP.

Podría pues suceder que el PSOE suba en votos, recuperando para sí votos de P’s y votos de C’s, y que a la par el PP vuelva a crecer y nos encontremos de nuevo con ese “bipartidismo imperfecto” –concepto que utilizó en estos días Jesús Maraña en TVE: ¿me leerá, o es que por fin lo han entendido? ¿O ambas?– que algunos creían superado. 

Como siempre, nuestro sistema electoral beneficiará al que más votos tenga o, al menos, al que los concentre en las zonas rurales: en la “España Vacía”. Que es la que da el poder para luego seguir enriqueciendo a la “España Rica y Plena”… Madrid, Cataluña, País Vasco…

Los protas.

Es evidente que Pedro Sánchez y Pablo Iglesias han actuado por intereses de partido –personalmente pienso que no dan para más–, que es muy posible que seamos incapaces de entender; sobre todo en el caso de Pablo Iglesias, que ha perdido la gran oportunidad de participar en un gobierno de izquierdas con presencia importante en aquellas áreas claves para atajar temas de desigualdad en España. 

El nivel verbal desplegado en la investidura y a posteriori por unos y otros hacen más que inviable un acuerdo de aquí a septiembre. Parece claro que el PSOE juega a que se convoquen unas nuevas elecciones, esperando sacar rédito del famoso relato. En ello está con las reuniones con “agentes sociales seleccionados”. Le invito a que venga a Cataluña a reunirse con asociaciones contrarias al Procés… ¡ACP le hace de anfitrión! 

No queda claro, por otro parte, que el papel de despechado y víctima de P’s rentabilice en votos su actitud de “honestidad” o “exigencia social”. Será difícil vender el relato de la pretendida humillación, que solo creerán los propios… inasequibles al desaliento.

Las malas formas de hacer de Rivera tampoco auguran una rentabilización electoral… más bien un castigo, de un electorado que esperaba cierto constructivismo para sacar al país de una crisis territorial o estructural importante.

Pablo Casado, por su parte, trabaja en la concentración de la derecha alrededor del PP con el argumento aznariano de no ir divididos. De ahí su relato de apertura y conciliación, más dirigido al votante que a Rivera y su cohorte.

El bipartidismo imperfecto.

El camino de retorno que a ese “bipartidismo imperfecto” que daba cierta estabilidad y gobernabilidad al país se ve sin embargo obstaculizado por la falta de Estadistas en España. Los líderes de los distintos partidos se están endiosando, y no solo por los sistemas de primarias que se han impuesto en España y que han dejado a los partidos prisioneros de personajes fatuos y engreídos, sin mecanismos democráticos de control interno, no. 

La partitocracia en España la componían PP y PSOE junto al PNV y CiU. A partir de la crisis económica mundial y del enconamiento del proceso soberanista en Cataluña se abre un proceso de remodelación de la partitocracia animado desde instancias poco claras –no solo el famoso IBEX35; posiblemente intereses internacionales espurios: Soros, etc.–. C’s, inicialmente transversal, se derechiza con vistas a sustituir al PP (ahí sigue) y aparece P’s como elemento para dinamitar IU (eso ya lo ha conseguido) y sorpassear al PSOE. Ambas formaciones, C’s y P’s, llevan en sus genes la impronta de superar la izquierda y la derecha –los primeros desde un cierto pseudo-modernismo “Fukuyama” (aunque hasta el mismo Fukuyama ha renegado de sus teorías) del fin de la historia y de las ideologías, y los segundos desde el neo-peronismo o “laclauismo” lleno de significantes vacíos… como el del “derecho a decidir”–, aunque unos y otros se acusen mutuamente de fachas o comunistas, no son ni lo uno ni lo otro. Hablando en plata: Ambas formaciones son parte del sistema para solventar la crisis del sistema.

El proceso de remodelación de la partitocracia española no ha acabado y todo apunta que los sorpassos no se han dado. La repetición de elecciones, servirá para restaurar al PP y al PSOE como ejes de la partitocracia. Quedará por ver la función de los nuevos actores P’s, C’s y Vox, y cómo se configura la función de los partidos nacionalistas dentro del remodelado “bipartidismo imperfecto”. 

PNV sigue siendo la gran beneficiaria del sistema en Euskadi, mientras en Cataluña es ERC la llamada a convertirse en la prima donnade la política catalana. Evidentemente la debilidad de los partidos nacionales –estatales dice cierta izquierda– y su complejo de culpa impropia con el nacionalismo hace prever que las contrapartidas a entregar al nacional-secesionismo serán muy lesivas para todos los españoles, especialmente para los no secesionistas en Cataluña. El Estado no es débil, pero un estado fuerte dirigido por débiles se resiente.

Jefatura del Estado

El Rey, como Jefe del Estado, tiene unas funciones muy delimitadas en nuestro sistema político. Sus funciones son simbólicas y con una alusión constitucional a su función de árbitro y moderador de las instituciones. Dice el artículo 62.d que corresponde al Rey: Proponer el candidato a Presidente del Gobierno y, en su caso, nombrarlo, así como poner fin a sus funciones en los términos previstos en la Constitución.Es decir, que en principio nada le impide proponer un candidato que no sea cabeza de lista por Madrid en las elecciones generales; sobre todo, porque no hay ningún texto legal que diga que el cabeza de lista por Madrid es candidato a la Presidencia de Gobierno. Hace unos años el Presidente de la República Italiana lo hizo y el gobierno propuesto salió adelante –no entro a valorar el acierto de la elección, ni los condicionantes en los que se dio–.

Es evidente que para proponer un candidato debe haber un compromiso de votos suficientes; así pues, la debilidad del Jefe del Estado a la hora de arbitrar y moderar la situación de inestabilidad política que vivimos en España tiene su origen en el sistema partitocrático que soportamos. Si tuviéramos un Presidente de la República la situación sería idéntica, ¡nos guste o no! 

¿Sería posible que Pedro Sánchez y Pablo Iglesias aceptaran una propuesta del Rey como candidato de una persona con sentido de Estado (ni Pedro, ni Pablo lo tienen), capaz de llevar adelante una política económica socialdemócrata (eso está a la izquierda del PSOE, Sr. Iglesias) junto a una política firme frente al nacionalismo separatista? Es seguro que más de la mitad de los españoles estaría de acuerdo. La mayoría de los votantes del PSOE, muchos de P’s y bastantes más de C’s. ¡La partitocracia lo impide! Y su ego, el de Pablo Iglesias, Pedro Sánchez, Albert Rivera y Pablo Casado, no lo permitirán.

Josep Borrell

Se me adelantó Ansón desde la derecha: Borrell cumple los requisitos. Es más: bajo su dirección podría iniciarse una reforma constitucional que resuelva el problema de la representatividad electoral, que arbitre un sistema de elección de Presidente del Gobierno estable, que introduzca el blindaje de derechos sociales, que reforme el sistema autonómico en un sentido federalizante, igualando competencias y retornando otras, o estableciendo leyes de bases de aquellas que garanticen la igualdad entre ciudadanos (sanidad, educación, seguridad), y que defina mejor los delitos de rebelión y sedición.

A Borrell en su día lo hundió su propio partido –es decir: la partitocracia– y, sin embargo, ha sabido mantenerse a flote… 

Recuerdo que en la Feria de Abril de Barcelona del año 1998 estaba yo en la caseta del PSUCviu (militaba por aquel entonces en EUiA), cuando empezó a correr la voz de que Josep Borrell estaba en la Feria… En medio minuto la caseta quedó vacía; se fueron detrás de Borrell incluso los que la atendían. ¡Seguro que tendría consenso social, hoy también! 

Da el perfil de hombre de Estado. Tal vez es su momento… tal vez es el momento de recoser España… es una oportunidad. Pero ¡no lo creo! Este último apartado es política ficción.

¡Disfruten de las vacaciones! Es lo que nos queda.

SERVICIO RECOMENDADO

Dejar un comentario

traductor/translator

NUESTRO EQUIPO

EVENTOS QUE NO TE PUEDES PERDER

 

Hasta 29 de junio de 2019

En Segovia

 

NUESTRA BIBLIOTECA RECOMENDADA

Más información aquí

Más información aquí

Mas información aquí

Mas información aquí

Mas información aqui

Mas información aquí

Mas información aquí

BIBLIOTECA TÉCNICA RECOMENDADA

Mas información aquí

 

Galería de Fotos

Acceder | Designed by Gabfire themes