Aluvión en Génova

inundaciones Génova 1970

Este Lunes, 28 Noviembre 2016, en el Tribunal de Génova se condenó a 5 años de cárcel Marta Vincenzi, ex alcaldesa de Génova del PD (Partido demócrata, de centro izquierda) por la inundación que costó la vida a 6 personas el 4 de Noviembre de 2011 en la capital Ligur.

Situémonos en el lugar: Génova, ciudad que respira entre las montañas de los Apeninos septentrionales y el Mar Mediterráneo, que en su golfo toma el nombre de la misma región (Mar Ligur). Una preciosa ciudad de 600 mil habitantes que debe morder cada centímetro de monte para crecer y coexistir entre mar y montañas; una tierra tan difícil como preciosa y conocida por sus joyas como “las 5 tierras” o Portofino, solo por citar 2 enclaves emblemáticos de la Liguria.

Los genoveses están acostumbrados a tener edificios con cimientos a la altura del techo de otro edificio, a calles estrechas y empinadas y a ríos y riachuelos que dan nombres a sus imperceptibles valles. Una población acostumbrada a los aluviones, por su disposición territorial y por culpa de la sobre-edificación que ha reducido los cauces de sus ríos.

Precedentes: Bien notoria en toda Italia es el aluvión que asoló Génova el 7 y 8 de Octubre de 1970, tanto que en la capital Ligur hay un dicho, que se usa para las personas patosas, que dice: “haces más daños que el aluvión del 70”; en aquella ocasión cayeron casi 1000 mm de agua en 24 horas, hubo 44 víctimas, 35 muertas y 8 desaparecidas, las desplazadas fueron más de 2000 personas; eran otros tiempos.

El 4 de Noviembre de 2011 hubo un evento similar, 500 mm de agua en pocas horas, y en el mismo lugar que en el 1970; y en 2014 otro aluvión de mayor intensidad aún. En estos días Génova volvió a vivir el temor de una nueva catástrofe, por suerte solo se quedó en un temor y algunos desplazados. Los mismos días en los que se ha juzgado y condenado la ex-alcaldesa que ejercía su cargo en 2011. Una ex directora de instituto de un barrio obrero en el interior de la provincia genovesa, Bolzaneto. Una alcaldesa que relevaba su compañero de partido de su último cargo (en Italia a las alcaldías no se puede optar por más de 2 mandatos), Giuseppe Pericu (1997/2007), muy amado y respetado por la ciudadanía de esta ciudad históricamente de izquierda, obrera y portuaria.

nuova-cartella-044

Aluvión  Génova 1970

 

Las victimas: Aquel fatídico 4 de diciembre de 2011 perdieron la vida Shiprese Djala, una madre Albanesa de 29 años de edad con su bebé de 10 meses, Gianissa, y su otra hija de 8 años, Gioia, recién salida del cole; Serena Costa de 18 años, que se dirigía a recoger su hermanito al mismo colegio; Angela Chiaramonte, de 40 años de edad que, también, volvía del colegio con su hijo que la había llamado para informarla de que se encontraba bloqueado en el instituto, antes de desaparecer tragada por la ola de agua aplastante consiguió ponerlo a salvo en un portal; y por última, Evelina Pietranera, una mujer de 50 años que estaba cerrando su quiosco de prensa y se disponía a volver a su domicilio; la única víctima que no tenía relación directa de su muerte con institutos o escuelas.

Los hechos: Las intensas lluvias, ya previstas desde haces días, hicieron su primera aparición el día 3 siguiendo toda la noche y haciendo que a la mitad de la mañana del día 4 ya se contara con el nivel extremo del rio Bisagno, que provocó el desalojo de viviendas, negocios y escuelas que se encuentran en sus laderas. A las 13:00 horas ya habían caído 300 L/m² en el lecho del río Fereggiano, afluente de Bisagno, y en consecuencia mas reducido y ahogado por la edificación que, en algunos casos llega casi a cubrir el rio con edificios y construcciones. Pero todas las precauciones se centraron alrededor del gran río Bisagno, dejando su afluente a su suerte; en poco tiempo su nivel subió, de 1 metro a 4; seguía la lluvia incesante, en las primeras horas de la tarde los Litros por metro cuadrado eran ya 500, el Fereggiano no aguanta y desborda; de manera violenta y de forma devastadora. En pocos minutos la calzada principal (Via Fereggiano) se transforma en un río de más de un metro de altura y con una fuerza digna de un verdadero río. La ola devastadora arrasa a su paso y concadena el desbordamiento de todo el valle del Bisagno llegando a la capital y haciendo registrar 2 metros y 40 cm de agua en calles colindantes a la entrada a la ciudad.

Los hechos: Las intensas lluvias, ya previstas desde haces días, hicieron su primera aparición el día 3 siguiendo toda la noche y haciendo que a la mitad de la mañana del día 4 ya se contara con el nivel extremo del rio Bisagno, que provocó el desalojo de viviendas, negocios y escuelas que se encuentran en sus laderas. A las 13:00 horas ya habían caído 300 L/m² en el lecho del río”



httpmeteofan-italluvione-di-genova-del-4-novembre-2011-una-giornata-drammatica

inundación Estación Ferrocarril

El 7 de noviembre del mismo año el periódico Ligur (Il Secolo XIX) pública un e-mail enviado desde el consistorio a todas las escuelas de la capital regional, fechado 4 noviembre a las horas 15:35, donde invita los institutos a mantener en su interior todos los alumnos fuera de su horario escolar.

La acusación: El enjuiciamiento recoge que en aquellas 2 horas y media se podría haber evitado la tragedia, acusando el ayuntamiento de “no haber hecho lo que había que hacer” y, no solo acusándolo de ineptitud, si no que también de “falsificación de documentación alterando el horario del desbordamiento”. Sí, porqué según los investigadores aquel documento fue manipulado para que se sostuviera la tesis de que la “bomba de agua” caída sobre Genova era una desgracia imprevisible. El día siguiente a la inundación se abrió un procedimiento por desastre culposo y asesinado múltiple a ignotos.

La solicitud de acusación presentada por el fiscal Luca Scorza Azzará pidió 6 años y un mes para la ex alcaldesa marta Vincenzi, “No cerró las escuelas no obstante las previsiones habían declarado alerta para el día siguiente y visto que 5 de las 6 víctimas murieron por ir, venir, o estar relacionadas, en algún modo, con el hecho de haber escuelas abiertas”; y acusándola también de haber hecho la vista gorda sobre la falsificación de documentos que acertaron el desbordo del río media hora antes de lo ocurrido realmente y de certificar controles nunca realizados para protegerse judicialmente, concluye Luca Scorza Azzará “Se equivocaron en todo, se equivocaron todos y falsificaron los documentos para protegerse de las investigaciones.”

La fiscalía pidió también condena para el ex asesor de la Protección Civil y Emergencias, Francesco Scidone, a 5 años y 11 meses; y a otros 3 miembros del consistorio Genovés: Gianfranco Delponte e Pierpaolo Cha a 4 años y 7 meses y 4 años y 1 mes a Sandro Gambelli; 1 año y 5 meses al ex jefe de los voluntarios Roberto Gabutti por falsificación de documentos y la falta de control de los ríos que aparece en dicha documentación, única condena inferior al umbral de la entrada en prisión sin antecedentes penales.

El juicio:la Jueza Adriana Petri dictaminó 5 años de cárcel para la ex alcaldesa, 4 años y 9 meses para el ex asesor de la Protección Civil F.Scidone; 4 años y 5 meses al ex concejal G. Delponte; 1 año al otro concejal P. Cha, exonerado de las responsabilidades de “desastre”, al igual que su compañero S.Gambelli que recibió una condena de 4 años y 1 mes. Absuelto sin cargos el ex jefe de los voluntarios R.Gabutti. Además, Vincenzi, Scidone y Delponte, en conjunto con el mismo Ayuntamiento de Génova están condenados a pagar 4’5 millones de Euros por daños a las personas afectadas, a parte de los gastos procesuales.

Flamur Djala, padre y marido de 3 de las 6 víctimas declaró, a la salida del Palacio de justicia de Génova que estaba aliviado, nada podría devolverle a su familia, pero que se alegraba por como esta ciudad que, declaró, tanto amaba, hubiese respondido a los responsables de la desgracia. Rosanna Costa, madre de la joven de 19 años que falleció: “Sin sus errores mi hija seguiría aquí”. Otra familiar declaró ante las cámaras y la pregunta de una periodista( “han ganado, como se siente”)contestó que ellos, desgraciadamente, ya había perdido aquel 4 de Noviembre de 2011, y no tenían nada que ganar ya, fuera cual fuera la sentencia final.

La ex-alcaldesa ya ha declarado que recurrirá: “No se ha acabado, por suerte en este país hay 3 grados de juicio” (apelaciones).

Te puede interesar

Marco Roggerone Escrito por el Dic 2 2016. Archivado bajo Actualidad. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

Dejar un comentario

Suscríbete al magazine por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 3.054 suscriptores

Estadísticas del sitio

  • 84.624 visitas

Un sitio de confianza

Publicidad local

 

 

 

 

Galería de Fotos

Acceder | Designed by Gabfire themes